sábado, 13 de febrero de 2016

La Vida Sexual se las Gemelas Siamesas




Irvine Welsh
Editorial Anagrama
ISBN: 978-84-339-7937-7


Todos tenemos en mente los cuerpos esculturales con los que nos bombardean en EEUU pero como buen país de contrastes se pasa de un extremo al otro con una facilidad pasmosa, obesos mórbidos con vigoréxicos tan enfermos como los obesos en su afán por la comida sana. Y de algo de eso va esta novela escrita por el escocés Irvine Welsh, escritor conocido por sus obras como Trainspotting y otra larga lista ya editadas por Anagrama.
La entrenadora personal Lucy Brennan se topa con un intento de homicidio y sin quererlo ni beberlo se convierte primero en heroína y 24 horas más tarde en una salvadora de criminales y todo por culpa de una artista obesa y deprimida, Lena Sorensen, que la filma con su teléfono móvil todo lo que aconteció a Lucy con los presuntos asesinos.
De ese encuentro y de la confianza que desprende Lucy, Lena la contrata como entrenadora personal para perder todos esos kilos que ha ido acumulando por culpa de una relación fallida con Jerry, su novio de la universidad y un maltratador de libro; relaciones sadomasoquistas, familias que premian con comida los éxitos de los hijos o la exigencia deportiva porque solo se puede ser primero porque ser segundo es perder sin darse cuenta de que son chavales o chavalas, lesbianas o bisexuales que no terminan de tener clara su sexualidad, dildos y comida por todos lados conforman el resto de protagonistas de esta novela.
Confieso que me una novela con mujeres protagonistas pero escrita por un hombre y que lleva el estereotipo masculino de la sexualidad es poco "creíble", no termino de creerme las relaciones homosexuales/lesbianas de Lucy pero lo digo sin saber y pensando que una relación entre dos mujeres no puede ser lo mismo que la relación con un hombre pero con pechos y por eso pienso que se deja llevar por su propia fantasía más que por lo que debería ser y ese si me parece un fallo de peso a pesar de ser una buena historia.
Con todo y tomando como obra previa "Trainspotting" los personajes de Irvine tienen garra, son desbordantes, ya sea la blanda pero guerrera al fin y al cabo de Lena o la impenetrable pero igualmente "tierna" Lucy, son personajes que viven en esa locura de vida americana que es el sexo, la comida, el físico envidiable, los medios de comunicación y los reality y todo, tomando Miami como escenario pero daría lo mismo si fuese California.
De fondo está la historia de una pareja de siamesas que quieren separarse y que es retransmitido por la televisión como si fuese una historia de importancia vital para el país, ya que una de ella tiene pareja pero no es la novia de la otra y lo que sería algo fácil para el resto de los humanos para ellas dos es un terrible problema porque la separación puede suponer la muerte de una de ellas en la operación de separación.
Lucy es una psicópata de libro y me la imagino en cualquier gimnasio del mundo entrenando a sus alumnos a los que odia profundamente; Lena es otro modelo de mujer manipulable de manual; lo impresionante es el proceso de transformación de ambas, porque de una forma u otra las dos al final se necesitaban para sobrevivir, cada una por diferentes motivos, pero que se complementan,
La novela tiene algunos pasajes muy divertidos y jocosos, pero en líneas generales, a mi me causa cierto pavor a pesar de tener un final estupendo, ese pavor se debe más a las relaciones entre Lucy y Lena y lo que las rodea, los padres de Lena tan sobreprotectores o el pasota y competitivo padre de Lucy, un escritor de novela negra y ex-policía retirado.
La profesión de Lena también puede chocar, pero es muy interesante ver como evoluciona desde la pintura a la escultura y sus motivaciones, por cierto, si sentís simpatía por Jerry después de leer su vida y milagros, conozco un sitio donde te pueden dar un martillazo en la cabeza para arreglarte esa anomalía cerebral.
Si recordáis Traisnpotting y os gustó, aún siendo distinta temática, por la forma os gustará seguro, no os dejará indiferentes,

No hay comentarios:

Publicar un comentario